Bridget’s Jones baby

Publicar nuevo tema   Responder al tema

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Bridget’s Jones baby

Mensaje por Cinemelomanoman el Miér 28 Sep 2016 - 12:08

Desde que tengo recuerdos cinéfilos se viene hablando de la crisis del Cine, no solo por la progresiva llegada de otros formatos y medios de entretenimiento que alejan al público de las salas, sino por la crisis de ideas. Por supuesto, me refiero al cine que nos llega de Hollywood; en el resto del mundo, salvo Francia y Bollywood, la crisis es un estado permanente con la que los cineastas tienen que lidiar, aunque yo pienso que menos es más y los autores se superan ante la escasez de medios. Volviendo a Hollywood, no podemos negar que siempre ha existido el concepto de “secuela” y el de “remake” ( a los que ahora se añade el de “reboot” y el de “ precuela”). Lo que sucede es que en los últimos años la cuestión ha adquirido la condición de epidemia. Y este verano ha sido especialmente sangrante porque el público ha dado la espalda a muchos títulos que las Major pensaban que podían funcionar medianamente bien. Por eso cuando se anunció una tercera entrega de la saga Bridget Jones, cuya segunda parte data de 2004 y que ya funciono bastante mal en taquilla, la cuestión era ¿ por qué? O como se dice últimamente, ¿Alguien lo estaba pidiendo?



Es cierto que la presencia de René Zellweger tiene sentido dado que su carrera en los últimos diez años ha caído en picado y desde 2010 no había rodado nada. Pero ni siquiera el film se basa en una novela de la creadora Helen Fielding aunque participe en el guion. Además Hugh Grant se apeaba del proyecto por disconformidad con el planteamiento de la historia. Pero, ¿ Colin Firth, flamante ganador de un Oscar, tiene la necesidad de participar en una franquicia que aparentemente estaba muerta? Todo esto me hacia pensar lo peor pero el resultado no ha sido del todo insatisfactorio.

En 2016 Bridget Jones ya no tiene problemas de peso. Ni laborales, es productora en su cadena de Televisión. Ha reducido un tanto sus meteduras de pata. Pero sigue con problemas amorosos. Su relación con Darcy fracasó y Mark ha desaparecido del mapa. Acaba de cumplir los 43, su vida sexual está un poco parada y al reactivarla se encontrará como, reza el titulo, con un embarazo no deseado y dudas sobre quien será el padre de la futura criatura.

¿Se adapta esta nueva entrega de Bridget Jones a los nuevos tiempos? Mas o menos. Esta bien la imagen de Bridget como una mujer independiente y que persiga el placer sexual por encima de buscar marido. La primera imagen del film es muy significativa en este aspecto. Bridget escucha, sola, el día de su cumpleaños y como hacia en la primera entrega el triste tema interpretado por Celine Dion “All by myself” y lo interrumpe para bailar un tema rapero. Pasando de lamentaciones. Aunque el embarazo y las dudas sobre la paternidad encauzan la película a los trillados terrenos de la comedia romántica.


También está presente con ironía la crítica ante las nuevas generaciones de “jóvenes aunque sobradamente preparados” que invaden el ámbito laboral y vulgarizan, aun más si cabe, el mundo de las televisiones. Prevalecer la anécdota frente a los grandes sucesos que afectan a la sociedad. Lo que hacía los romanos con el circo y los gobiernos actuales con el fútbol.

La película no provoca la carcajada pero se ve constantemente con una sonrisa. A Helen Fielding se ha unido en el guión Emma Thompson, labores que ya le reportaron un Oscar con “Sentido y Sensibilidad”, y junto a Dan Mazer componen una historia simpática, que mezcla el romanticismo con la comedia de enredo y algunos toques de “Screwball”.

Como digo Rene Zellweger ha estado retirada de las cámaras casi seis años y ha dado mas que hablar por sus retoques estéticos que por su actividad cinematográfica. Retoma con gracia su personaje y es deseable que su carrera a partir de ahora se reactive. Colin Firth sigue siendo el pedante y serio Darcy, con esta limitación gestual consigue no obstante transmitir alegría, tristeza, decepción… y el trío se completa con Patrick Dempsey, ex Anatomía de Grey, en un papel más agradecido aunque más fácil de componer que el de su contrincante. El resto del reparto repite salvo Grant, aunque el personaje ausente sigue protagonizando varios sketches en la película. Y Emma Thompson se reserva un pequeño papel como ginecóloga.

Sharon Maguire, directora de la primera entrega, y con una raquítica carrera, repite con funcionalidad detrás de la cámara. Mencionar que, como en las anteriores entregas, la (facilona) banda sonora esta trufada de un montón de canciones famosas claramente reconocibles para el publico.

Amable, simpática, inofensiva, entretenida, muy british, quizás prescindible, pero ya que la tenemos, se puede disfrutar de esta ¿ultima? entrega de la historia de la patosa Bridget Jones.

LO MEJOR: Las entrevistas televisivas. El trío protagonista en plena forma. Esa Emma Thompson tan británica.

LO PEOR: Lo desaprovechados que están algunos secundarios. Que no le hayan echado bemoles y le hayan dado un tono más moderno a la resolución final. http://habladecine.com/bridgets-jones-baby-todo-por-mi-misma/


Cinemelomanoman
GENIO
GENIO

Cantidad de envíos : 178
Reputación : 257
Fecha de inscripción : 31/03/2011

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Publicar nuevo tema   Responder al tema
 
Permisos de este foro:
Puedes responder a temas en este foro.